Un incendio que reverdece en la unión de una Parroquia

La feligresía de la Parroquia de la Fuensanta terminó el domingo con vivas a la Virgen tras una jornada de esfuerzos por paliar los efectos del fuego

Tras la Eucaristía de las 12:00h, los feligreses de la Parroquia de la Fuensanta salían del templo. Todo indicaba que por delante quedaba un tranquilo domingo en el barrio, hasta que un poco antes de las dos, una joven advirtió que salía humo de una de sus dependencias. Llamó al 112 y eso hizo que bomberos y policía local intervinieran con “una extraordinaria rapidez”, según cuenta José Antonio Pérez, feligrés de la Fuensanta.

Enseguida, grupos parroquiales, jóvenes de la prohermandad  y fieles se unieron al párroco, Ignacio Sierra, y de “una manera muy emocionante empezó a aparecer muchísima gente” , relata José Antonio que participó en los trabajos para achicar el agua con la que los bomberos habían extinguido el incendio. Entonces, se organizó una cadena de trabajo que consistió en ir sacando enseres y muebles para limpiarlos, “se limpiaban y se desplazaba a otras dependencias del Santuario los objetos que se habían salvado”. Los voluntarios tuvieron que achicar agua y limpiar enseres sin luz eléctrica.

Han sido “horas de mucha pena y mucho trabajo, pero hecho con ilusión”, que terminaron a las seis y media de la tarde cuando subieron todos al camerín junto al párroco a dar gracias a la Virgen y agradecer su intervención y ayuda "a bomberos, policía y a tantas personas que aparecieron con gran entusiasmo a pesar de la pena”. A las 19:30h, se celebró con toda normalidad la Eucaristía en una jornada “conmovedora” por las personas que prestaron su tiempo para recomponer la normalidad y que terminó con vivas a la Virgen de la Fuensanta.

El incendio se originó por un fallo eléctrico en unas dependencias destinadas a almacén y se propagó al despacho parroquial y la sacristía. La rápida intervención de los bomberos evitó que el fuego se extendiera a las naves del templo y al camarín de la Virgen, aunque en algunos puntos de la parroquia ha quedado interrumpido el suministro eléctrico, lo que dificultó las tareas de limpieza.

COMPARTIR EN REDES SOCIALES